Dos de octubre

quelindoscuentosescribomientrascamino

He querido sentarme a escribir sobre este día desde hace muchos. El insomnio que me visita cada noche sirve de libreta de papel y cuando el sueño llega por fin, despierta más tarde con el regalo del olvido de todas las frases hiladas al alba.

Luego llega el día y con él, el trabajo incesante de mi cuerpo en gestar otra vida. La luz del sol se ocupa solo de la fotosíntesis que sucede bajo mi piel y alimenta a un nuevo ser.

He querido escribir sobre todas las lágrimas que me han visitado cuando investigando he encontrado la raíz de todos nuestros dolores y nuestros desencuentros. De cómo hace ciento treinta años alguien con la boca llena de palabras sagradas se atrevía a borrarnos de la historia a todos aquellos que teníamos “sangre de la tierra”, es decir a todos los que en sus anales llamaron con nombres tan…

Ver la entrada original 229 palabras más

Estándar

Tejer con el Hilo de la Memoria

El Cuenco de Baubo

14096459308_a1d0296d0f_b

from Mariana Rivera García

Durante tres meses se realizó un recorrido por México, llevando a ciertos espacios la exposición titulada “Tejer con el Hilo de la Memoria: puntadas de dignidad en medio de la guerra”. En ella, se mostró el trabajo de un colectivo de Colombia conformado por mujeres sobrevivientes del conflicto armado, quienes a través de lo que tejían, comenzaron a denunciar las injusticias y las historias de violencia, logrando visibilizarse al utilizar el tejido como medio narrativo.

Ver la entrada original 76 palabras más

Estándar

La última carta de un abuelo

Coaching para Protagonistas

hourglass-620397_1920

Facebook se ha convertido en el patio del recreo, en el bar donde charlamos con los amigos, en la ventana “virtual” por la que conocemos historias y mensajes que pueden inspirarnos como este que llegó hace unos días a mi muro de facebook. 

La última carta de un abuelo es el último mensaje de James K. Flanagan, a sus nietos, antes de fallecer con 72 años. Lo que en ella dice, puede servirte a ti, a mi y a muchas otras personas. Cuando ya no tenemos a nuestros abuelos para que nos recuerden lo que han aprendido de la vida, podemos tomar prestadas las palabras que James escribió con amor para sus nietos.

Queridos Ryan, Conor , Brendan , Charlie y Mary Catherine,

Mi sabia y reflexiva hija Rachel me apremió a escribir algunos consejos para vosotros, las cosas importantes que he aprendido acerca de la vida. Empiezo esto el 8 de abril…

Ver la entrada original 783 palabras más

Estándar

“no me vieron, no me veo, no veo” El trauma y el apego.

El blog de Nacimiento & Crianza

fridaytrauma

He decido escribir este post por alguien que me dijo: “no me vieron, no me veo, no veo… no me hablaron, no sé hablar, no escucho… me cuesta escucharte… se me nubla la mirada, se me confunde tu voz, me pierdo…” Ella es una mujer, que fue una recién nacida, una niña, que tuvo figuras de apego, su mamá y su papá y que no supieron escucharla, verla, hablarle, contenerla y sobre eso… un trauma… y quizás más”*

El recién nacido tiene una disposición biológicamente dispuesta para lograr un apego con su mamá o con la persona que cumpla la función de cuidador principal, que sea la persona favorita para esa guagua, niña o niño. Para que los niños encuentren respuestas por parte de su mamá, papá o persona favorita que cuida, activa conductas de apego como acercarse, llorar, gritar, patalear, hablar…de esa forma los adultos responden al llamado de…

Ver la entrada original 1.231 palabras más

Estándar

Puliendo el sentimiento…

^~+|Le cab huh|+~^

Estoy tieso.. hace años que no escribia, aun recuerdo aquellos ayeres, en la Tasca del Perro Verde… una comunidad dicharrachera, llena de muchas maneras de escribir, de diferentes perspectivas de mirar la literatura, la recuerdas Marfila? mi mentora… la que me avento al ruedo con una pluma y el corazon en la otra mano, para dejar fluir los famosos palabros, cuantos poemas descargamos, cuantas historias redactamos, y hoy años despues, busco eso dentro de mi….

No esperes flores de la gente….

Nos encontramos frente a situaciones, en las que quisieramos festejar, consolarnos, o bien, solo compartir con algun ser querido, o con alguien que significa algo importante para nosotros, y muchas veces nos quedamos esperando, y nuestra felicidad se empaña, nuestra tristeza se acrecenta y nos sentimos como el patito feo en medio del lago, solo con nuestro reflejo en el agua… no mas…

Mira ese reflejo, admirate a ti…

Ver la entrada original 238 palabras más

Estándar

Polvo en el viento

Un viaje hacia el corazón

caida-libre_ok_2_670 © Aina Climent Belart

Hay períodos en los que la Vida nos vapulea, sacude y nos da un buen revolcón. En apenas dos años, he perdido a tres personas muy allegadas: a un hermano, a mi madre y al padre de mis hijos y compañero durante dieciocho años. En efecto, hay momentos en los que la Vida nos muestra su lado amargo, sus fauces oscuras y devoradoras que arrasan parte de nuestras relaciones significativas. Hay sucesos que nos dejan perplejos, estupefactos y desconcertados; que nos hacen sentir diezmados, hechos añicos, conmovidos. Ahora bien, las pérdidas pulen las aristas de nuestra arrogancia, del orgullo, la vanidad y toda la sarta de pequeñeces de nuestro ego. Nos llevan más allá de nosotros mismos -a dónde nunca imaginamos-, posiblemente para que la valoremos, honremos y no la demos por hecho. Para que aprendamos a discernir entre lo que tiene importancia  y lo…

Ver la entrada original 1.134 palabras más

Estándar